Reseña Holding on: The Troubled Life of Billy Kerr

¿QUÉ? Holding On, la problemática vida de BIlly Kerr es un juego cooperativo donde los jugadores hacen de enfermeros con la misión de dar cuidados a un enfermo terminal. Lo único que sabemos antes de empezar la partida es que Billy tiene 60 años y ha sufrido un ataque al corazón en un vuelo de Sidney a Londres, quedándole días de vida. ¿Preparado para descubrir más sobre éste peculiar juego?

¿CÓMO? Holding On se juega en 10 escenarios y para poder avanzar de uno a otro, deberás cumplir los objetivos que te marca cada escenario. Al principio de cada partida deberás leer los objetivos marcados para el escenario en juego. Por ejemplo en el primer escenario deberás completar 5 imágenes completas, una por cada línea temporal.

Cada jugador representa a un enfermero o enfermera, y en cada turno un jugador hará las veces de manager del hospital, controlando a los enfermeros y a los asistentes de emergencia y asignando horarios de trabajo a los mismos. Cada ronda consta de 3 partes (día, tarde y noche) y el manager deberá asignar un grupo de enfermeros a cada horario para que resuelvan las cartas de paciente. El grupo de enfermeros asignado deberá decidir si ofrece cuidado médico o cuidado paliativo por cada carta de paciente que salga.

El cuidado médico te permite mantener con salud a Billy Kerr, mientras que el cuidado paliativo te permite conocer más su vida. El juego consiste en mantener un equilibrio entre los dos. Si apuestas por cuidado médico, deberás gastar tantos tokens de salud como te indica la carta, perdiendo vida por cada token que no gastes. El cuidado paliativo te permite ganar tokens de vida o cartas de memorias parciales que iremos colocando en unas líneas temporales para ir descubriendo la vida de Billy Kerr.

Para descubrir la memoria completa de un recuerdo, podremos hacer una pregunta a Billy, gastando un token y siempre que nos lo permita la carta de paciente en juego. Esto nos permite conseguir una carta de la línea temporal que queramos del mazo de memoria completa. Si esta carta coincide con la carta de memoria parcial, habremos descubierto una memoria de Billy Kerr.

Y más o menos de esto va Billy Kerr, cada escenario tiene unos objetivos diferentes que básicamente se resumen es descubrir eventos concretos de su vida. Billy Kerr muere si el el marcado de vida llega a 0 o si el hospital te abre dos expedientes. Los jugadores ganan si consiguen cumplir con el objetivo de escenario antes de que esto ocurra.

¿POR QUÉ? El Renacimiento, las granjas, los zombies… encontrar un juego original por su tema, es tan difícil como juntar 10 perros para una foto. Por suerte, hay gente que arriesga y arriesgado es el tema de éste Holding On, donde deberemos mantener con vida al moribundo Billy Kerr para descubrir relatos de su vida.

Para ello se sirve de una mecánica muy sencilla, donde deberemos elegir entre dos opciones: dar cuidados médicos o dar cuidados paliativos al paciente. Los cuidados médicos nos ayudarán a mantener al paciente con vida gastando tokens de salud, mientras que los paliativos nos permitirá conseguir token de salud y cartas de memorias con las que podremos ir descubriendo la vida de Billy Kerr.

También está la gestión de los enfermeros, quiénes cómo en la vida misma, se irán cansando si hacen muchos turnos seguidos y que provocarán que la partida se complique un poco. Poco más.

Éste es el principal problema de éste juego. Las decisiones son escasas y generalmente obvias. ¿Qué Billy tiene todavía mucha vida? Cojamos unas cartas de memorias parcial. ¿Qué vamos más apretados de vida? Afinemos bien la selección de la acción y mantengamos el equilibrio entre cuidado paliativo y médico. ¿Qué Doctor en Alaska tiene dos anillos de estrés? Mandémosle a descansar un turno y que vuelva limpio.
No hay más, no hay tensión, no hay sufrimiento, no hay debate, ni tampoco diversión. Holding On es mecánicamente más pobre que el ropero de un oso grizly.

Y es una pena, porque la idea es buena y narrativamente ofrece una historia que engancha. No ocurre en la primera partida, donde el objetivo es inconexo, y sólo se resuelven trazos sueltos de la vida de Billy, pero sí ocurre a partir de la segunda partida donde el objetivo (no spoilers) es mucho más concreto.

Además, van apareciendo nuevas acciones, cómo las llamadas telefónicas y no cuento más para no estropear la sorpresa, pero en mi opinión no son lo suficientemente atractivas para mantenerte dentro de la partida.

Holding On quería ser un cruce de Pandemic Legacy con Fog of Love, pero desafortunadamente no es lo uno ni lo otro. Estamos ante un juego que no termina de despegar y que mecánicamente es más repetitivo que una base de reggaeton y que aunque desde el punto de vista narrativo es muy interesante, acaba agonizando como su protagonista según pasan las rondas. En paz descanses Billy Kerr.

¿QUIÉN? Gustará a los estudiantes de enfermería, amantes de los solitarios sencillos y a los amantes de las rarezas lúdicas.

Puntuación: 5.8/10
Dificultad: 2/5
Diseño: 8/10
Diseñador: Michael Fox y Rory O´Connor
Ilustrador: Bryn Jones
Edita: Hub Games
Año de publicación: 2018
Número de jugadores: De 2 a 4 jugadores
Duración: 45 min aprox
Precio: 45 euros aprox
Banda sonora recomendada: Paperlace – Billy don´t be a hero

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.