Reseña Watergate

¿QUÉ? En junio de 1972, cinco hombres fueron arrestados en el edificio Watergate de Washington. Lo que parecía un vulgar robo de tercera clase perpetrado contra el cuartel general del comité nacional del partido demócrata indujo a los periodistas del Washington Post, Bob Woodward y Carl Bernstein, a investigar el caso en profundidad. En los dos años subsiguientes, descubrieron que los cinco hombres involucrados en el asunto fueron enviados desde la Casa Blanca para espiar opositores políticos. A consecuencia de este escándalo, en 1974 el Presidente Richard Nixon presentó su dimisión para evitar un juicio político.

En Watergate, un jugador asumirá el papel de un editor del periódico, mientras que el otro encarnará la administración Nixon – y cada jugador tendrá un juego de cartas diferentes. Para ganar, la Administración Nixon deberá recabar el apoyo suficiente para aguantar hasta el final del mandato, mientras que el editor deberá reunir suficientes pruebas para conectar dos confidentes con el presidente de forma directa. Por supuesto, la administración hará todo lo posible en su poder para ocultar esas pruebas. ¿Podrá el conocido confidente Garganta Profunda inclinar la balanza? Comienza una emocionante carrera contrarreloj…

¿CÓMO? Watergate se juega a lo largo de una serie de rondas. Cada ronda esta dividida
en 3 fases:
A) Fase inicial: Los jugadores roban de su mazo correspondiente las cartas para esta ronda y se colocan nuevas fichas de prueba en el marcador de investigación.

B) Fase de cartas: Los jugadores alternativamente jugarán y resolverán sus cartas (de una en una) hasta que no les queden cartas en la mano. Las cartas se pueden usar con el valor o como evento.

Si decides usar la carta por su valor, mueve 1 ficha colocada sobre el marcador de investigación tantas casillas hacia tu lado como indique ese valor (1 a 4).

Puedes elegir entre mover la ficha de iniciativa, una ficha de ímpetu, o una ficha de prueba.

Si mueves una ficha de prueba, ten en cuenta las siguientes reglas:

Hay 3 tipos de ficha de prueba, cada uno asociado a un color específico:

  • Azul (representa cheques para la campaña de reelección de Nixon)
  • Amarillo (representa los planos del complejo Watergate)
  • Verde (representa las transcripciones de las cintas de la Casa Blanca)

Si decides usar la parte de acción de tu carta, sigue las instrucciones impresas en la misma. Hay 3 tipos:

Eventos: La mayoría de las cartas del juego incluyen un evento. Los eventos deben ser eliminados del juego (se devuelve la carta a la caja del juego) después de realizar la acción.

Conspiradores: Sólo Nixon tiene conspiradores. Después de que Nixon realice la acción de una carta de conspirador, la carta se coloca en la pila de descartes de Nixon.

Periodistas: Sólo el editor tiene periodistas. Después de que el editor realice de acción de una carta de periodista, la carta se coloca en la pila de descartes del editor.

C) Fase de comprobación: Las fichas de iniciativa, ímpetu y las fichas de prueba colocadas en el marcador de investigación se irán adjudicando al jugador correspondiente en función del
lado en que se encuentren.

El juego termina inmediatamente con una victoria para Nixon, si logra colocar un total de 5 fichas de ímpetu sobre su carta de ímpetu. El juego termina inmediatamente con una victoria para el editor si consigue 2 fichas de confidente (colocadas boca arriba) en el tablero de pruebas y que estás, estén
conectadas a la foto de Nixon situada en el centro.

 

 

 

 

 

 

 

 

¿POR QUÉ? Hay muchas razones por las que éste Watergate me tenía más hypeado que millenial antes del lanzamiento de un filtro nuevo en Instagram. La primera, sin duda, el tema. El caso Watergate es considerada la mejor pieza de periodismo de investigación del siglo XX. La segunda: las mecánicas de card driven, ya que propician lo que más me gusta de un juego: interacción, tensión, inmersión y por lo tanto diversión. ¿Cumplirá las expectativas?

Por tema y mecánicas lo compararán con Twilight Struggle, pero os adelanto que aunque comparten sensaciones, son muy diferentes. Watergate es un juego mucho más ligero y accesible y las partidas (una vez te conoces las cartas) no durarán más de 45 minutos máximo.

¿Y de qué va la cosa? Lo primero es hablar de la asimetría del juego. Nixon tiene un objetivo muy claro y es ganar 5 fichas de ímpetu y evitar que el editor consiga reunir las pruebas suficientes para provocar su dimisión. El editor tiene que recabar pruebas e intentar conectarlas a Nixon.

Para lograrlo, cada jugador dispone de su mazo de cartas, y aquí está el meollo del juego. Puedes jugar una carta con puntos de acción para intentar ganar la iniciativa en el siguiente turno (el jugador con iniciativa además de empezar ronda,  juega con una carta más en la mano) o ganar el token de ímpetu, que en el caso de Nixon es fundamental para ganar la partida, por lo que el editor tampoco puede desdeñarlo.

También puedes gastar esos puntos de acción en atraer pistas hacía tu lado del track (cosa que le interesa mucho al editor) y por último puedes realizar la acción que viene en la carta, donde se esconde toda la chispa de Watergate. Las cartas son de tres tipos. Por una parte están los eventos que se retiran del juego una vez ejecutados. Nixon por su parte tiene las cartas de conspirador y el editor tiene cartas de periodistas, ambas muy poderosas y que no se retiran del juego aunque las ejecutes.

Son 4 posibilidades en cada turno y todas afectan a los dos jugadores de igual manera. La sinergía que se produce con estos 4 elementos es absolutamente espectacular. Cada decisión, cada detalle cuenta y al final y exagerando un poco, sientes la tensión y el estrés que debieron sentir Woodward, Bernstein y Nixon.

Al editor le surgirán múltiples dudas en cada uno de los turnos ¿Qué informantes saco al tablero? ¿Qué color de pistas me interesa más? ¿Intento despistar poniendo una loseta de pista cerca de Nixon o mejor me aseguro una futura salida poniéndola al lado del informante? ¿Le dejo a Nixon la iniciativa o le quito la ficha de ímpetu? ¿Gasto un evento ahora o lo guardo para turnos posteriores?

Y Nixon no se queda a la zaga: ¿A muerte a por los tokens de ímpetu? ¿Qué pistas le dejo y cuáles peleo? ¿Bloqueo ya a informantes o espero un poco? ¿Cuándo será más oportuno jugar la carta de Gambit? ¿Me interesa llevar la iniciativa?

Lo más novedoso y lo que le da personalidad al juego son las pistas. El editor tendrá que sacar mínimo 2 informantes y evitar que Nixon le bloquee el camino para llegar hasta él. Por eso es mejor no quemar una carta que te permita sacar otro informante al tablero, so pena de quedarte bloqueado. Y Nixon tiene que bloquear a varios informantes, pero el timing es importante porque de nada sirve bloquear uno sino el otro jugador no parece interesado. ¡Pasan tantas cosas con tan poco!

Muy bien gaceto, me estás convenciendo, pero no estoy muy puesto en el caso Watergate. ¿Importa? Quizá éste sea el único punto débil que le veo al juego, ya que puede echar para atrás a gente que no le interese. Te puedes abstraer del tema sin ningún problema y lo vas a disfrutar igualmente, aunque es el típico juego que te invita a investigar por tu cuenta y aprender más de lo que aconteció. En este sentido, las reglas vienen con una explicación de cada carta y un resumen que se agradecen.

¿Conclusión? Al igual que el hecho histórico que nos quiere contar, ¡Watergate es un bombazo! No me cabe ni una duda de que va a ser uno de los juegos del año. Tiene la tensión única que dan las mecánicas de card driven y las películas de Pajares y Esteso a la espera de alguna escena picante. Tiene un tema fascinante que invita a querer aprender más. Tiene la duración y la complejidad adecuada para ser un best seller. Tiene decisiones interesantes en cada minuto de la partida. Tiene, en definitiva, la chispa que diferencia a los buenos juegos de los juegos top.

Puntuación: 9/10
Dificultad: 1.8/5
Diseño: 9/10
Diseñador: Matthias Cramer
Edita: Frosted Games
Año de publicación: 2019
Número de jugadores: Para 2 jugadores
Duración: 30-45 min aprox
Precio: 30 euros aprox
Banda sonora recomendada: en esta ocasión os dejo con el trailer de ‘Todos los hombres del presidente’, estupenda película que relata el caso Watergate.

 

 

 

Anuncios

6 pensamientos en “Reseña Watergate

  1. Pingback: Gaceto partidas: Agosto 2019 – La Gaceta de los Tableros

  2. Pingback: Los 20 juegos más picantes de Essen 2019 – La Gaceta de los Tableros

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.